Puede Fallar

martes, agosto 29, 2006

Conozca Ud. a mis amigos

Él - Yo te digo, si una de las minitas que me cojo queda embarazada, le doy tres opciones.

Yo - ¿Cuáles?

Él - Aborta, lo tiene y se lo banca sola y se olvida de mí o lo tiene y me lo da y se olvida de los dos.

Yo - Ajá...

Él - Claro, yo con el pibe todo bien, pero no quiero seguir en contacto con la madre lo que me queda de vida.

Yo - ¿Pero y si no quiere? Digo, ¿si quiere tenerlo y que vos te hagas cargo?

Él - ¡Ehh, no! ¡Todo no se puede! ¡Le estoy dando tres opciones! ¿No le va ninguna?

Yo - ¿Te parecen muchas opciones?

Él - ¡Pero claro! ¡Son re lógicas!

Yo - ¿Y si aún así la muchacha no entra en razones y lo quiere tener y pretende que te hagas cargo?

Él - Bueno, en ese caso, la mando a matar.

Yo -¿Perdón?

Él - ¡Pero claro! ¡Si conozco gente del barrio que por $30 te limpian!

Yo - Mirá vos...

Él - ¿Qué? ¿Está mal?

Yo - Bueno, me estás hablando de matar a alguien... qué se yo.

Él - Ok, ok, ponele que no la mato y le pago al negro para que la cague a piñas en la panza y le produzca un aborto.

Yo - Ah, bueno, siendo así...

(Silencio)

Yo - Vos estás irremediablemente loco.

Él - Mirá, yo empiezo a cogerme una minita y guardo un sobre con su nombre que tiene los $30. Ya está, si se porta mal saco el sobre y termino con el problema.

Yo - Qué lindo, che.

Él - Heyy, nena, más humor... ¡Es un chiste! ¡Mirá si voy a guardar sobres con $30!

Etiquetas: , ,

0 Comentarios:

domingo, agosto 27, 2006

Lo que son las cosas

Supongamos que podemos dejar de lado un rato el tema ese de la perspectiva -recuerden que lo mío es la ciencia-, e imaginemos que mi casa es, vista de frente, bastante similar al bosquejo de aquí abajo.

Una puerta de garage de tres hojas, otra de una hoja (que no se ve en el dibujo) una ventana, rejitas verdes.

Bueno. En el mismo instante -o masomenos, permítaseme alguna licencia poética- en que escribía este post, con alguna velada crítica hacia Villa Devoto y un pedido de disculpas hacia mi queridísimo Lugano, alguien dejó mi casa de esta otra manera:

¡Loco! ¡Nos robaron las rejas! ¿Qué onda?

Una locura. Lo más gracioso es que Madre hizo la denuncia porque 'Por ahí los ven pasar con el carro y los agarran'(sic), condimentado con frases como 'Ahora me da miedo quedarme en casa'.

Sí, claro. Porque venden esa reja de chapa del '66 y seguro que se van a Cancún.

Etiquetas:

0 Comentarios:

martes, agosto 22, 2006

Receta: Cómo hacer un capítulo de Mujeres Asesinas*

Vierta en un bol:

- una joven y bonita actriz acostumbrada a papeles border
- una o más escenas de sexo
- un crimen violento
- un filtro ocre

Mezcle.

*('Ideas para la cocina' de die).

Etiquetas:

0 Comentarios:

martes, agosto 15, 2006

Paradoja

Si me mudo por un tiempo a Devoto, viniendo de Villa Lugano, lo menos que puede ofrecer el barrio a mi prejuiciosa cabecita es un poco más de glamour, un poco más de buena música escapando de las casas y de los autos, algo de clase media alta, digamos.
.
Pero no. Púber que cruzo, púber que viste ropa deportiva de marca, suelta, al mejor estilo raggaetón. Por todos lados suena cumbia, incluso la oigo salir de los mp3 players que me rodean en la calle, o de los autos o de las casas.
.
Ni siquiera FM Hit, loco. Qué desastre.
.
Perdoname, Lugano.

Etiquetas: , ,

0 Comentarios:

lunes, agosto 14, 2006

Un post que se mira el ombligo

Soy una persona medida y racional. Avanzo con pequeños pasos, pensados una y otra vez. Analizo cada situación exhaustivamente, sopeso ganancias y pérdidas, implicancias para el futuro, problemas que pueden surgir y posibles soluciones. Confecciono innumerables listas: cosas a resolver, correos a contestar, discos a escuchar...

Sin embargo en estos días, y sin pensarlo demasiado, cerré mi plan de estudios en Biología, hablé con mi futuro director de tesis doctoral en Química y arreglé con Padre mudarme a un departamentito que construyó detrás de la casa de mi abuela, en Devoto.

Todojunto. Algo así como decidir los próximos cinco años de un sopetón.

(Para colmo están -si se me permite la invención- albañilizando mi casa, con lo que duermo en el exilio de los abuelos, con algo de mi mundo en Villa Luro y algo en Lugano y algo en Devoto y bastante en Ciudad Universitaria y otros lares invitados al festín. Resulto una cruza entre la Hormiguita Viajera y un caracolito, con sus petates a cuestas).

Si hay algo en lo que coincido con
George Costanza (el personaje interpretado por Jason Alexander en Seinfeld) es en su obsesión por la limpieza de los baños públicos. En mi caso, cuando el trabajo y el estudio coinciden en una facultad pública, el chiste escatológico pasa a ser una cuestión de estado.

Debo aceptar que la mejor noticia de todas no fue encontrar Director de tesis, ni cerrar el plan de estudios, ni siquiera la promesa de lograr una cuasi-independencia.

No. La semana fue increíble porque me dieron la llave del baño de profesoras.

Ahora sí, esto es definitivamente otra cosa.

Etiquetas: , , ,

0 Comentarios:

lunes, agosto 07, 2006

Principio seis

Entre un boludo y un hijo de puta, se preferirá siempre al segundo. Contra el que es mal tipo uno está sobre aviso, es posible anticiparse. Al boludo, en cambio, nunca se lo ve venir: se equivoca por boludo y nos quita hasta la posibilidad de matarlo a golpes.
.

Etiquetas:

1 Comentarios:

  • ¡Coincido! El boludo es tan dañino porque, como es boludo, es incapaz de darse cuenta que lo es. Es de esos que estás en una habitación, ponele, entonces de pronto tiene en la mano una granada. Y vos lo ves y le decís: "No tires de esa anillita" y el contesta: "¿De esta?", y claro, tira de la anilla. Entonces vos le decís: Bueno, ahora tranquilo... mirá, tené la mano bien cerrada, apretando la palanquita para que no se suelte hasta que yo me agache, agarre la anillita y vuelva a ponérsela. Y el boludo contesta: "¿Por qué no tengo que soltarla?" y ¡PUM!, la suelta.
    Videte hominem boludum et salvari, dice un antiquísimo poema latino, cuyo autor murió atravesado por la flecha que se le escapó a un legionario boludo en la Galia Cisplantina.

    El Profesor

    By Blogger Lolita y El Profesor, at sábado, 2 de abril de 2011, 16:34:00 ART  

  • Dejar un comentario

martes, agosto 01, 2006

Everything is Green

Empezamos a charlarnos recién en quinto año, cuando la suerte me mandó a un pupitre detrás del suyo. Por ese tiempo él era un chico sónico, sensible, letrado, britpop. Y fumón. Yo en cambio militaba en la Iglesia Católica e intentaba en vano sacarlo del vicio.

(Hemos cruzado algunos besos, alguna vez).
.
Se enamoró de una compañerita, como yo quedé prendada de un compañerito, como todos.

La compañerita lo rechazó, como a mí mi enamorado, como todos.

El secundario terminó y nos distanciamos, aunque cada tanto compartíamos un llamado telefónico y hablábamos mucho, cerrando con el lugar común 'tenemos que hacer algo, algún día'.

El bendito día llegó y le propuse abrir un blog, que sería este blog.
.
PuedeFallar nos unió, ahora sí, definitivamente. Y nos reencontramos iguales y distintos, muy distintos a lo que acostumbrábamos ser.

Él abandonó el blog hace un tiempo atrás, sin dar demasiadas explicaciones.

No me abandones a mí, Hermoso Elfo Verde, que te amo con todo mi corazón.


Y felicísimo cumpleaños.

.

Etiquetas: , ,

0 Comentarios: